Skip to content Skip to footer

Tu eres tu propio cambio

9,68

La sabiduría tolteca fue conservada y transmitida de una generación a otra por distintos linajes de naguales y surge de la misma unidad esencial de la verdad de la que parten todas las tradiciones sagradas del mundo. Aunque no es una religión, respeta a todos los maestros espirituales que han enseñado en la tierra, y si bien abraza el espíritu, resulta más preciso describirlo como una manera de vivir que se distingue por su fácil acceso a la felicidad y el amor.

Información adicional

Profesor/a

Don Miguel Ruiz

Editorial

Urano Learning

Material

8 clases

Formato

Curso

Duración

52 min.

Categorías: , Etiqueta: Product ID: 2344

Descripción

La sabiduría tolteca fue conservada y transmitida de una generación a otra por distintos linajes de naguales y surge de la misma unidad esencial de la verdad de la que parten todas las tradiciones sagradas del mundo. Aunque no es una religión, respeta a todos los maestros espirituales que han enseñado en la tierra, y si bien abraza el espíritu, resulta más preciso describirlo como una manera de vivir que se distingue por su fácil acceso a la felicidad y el amor.

Hace miles de años los toltecas eran conocidos en todo el sur de México como «mujeres y hombres de conocimiento». Los antropólogos han definido a los toltecas como una nación o una raza, pero, de hecho, eran científicos y artistas que formaron una sociedad para estudiar y conservar el conocimiento espiritual y las prácticas de sus antepasados. La conquista europea, unida a un agresivo abuso del poder personal por parte de algunos aprendices toltecas, hizo que los naguales se vieran forzados a esconder su sabiduría ancestral y a mantener su existencia en la oscuridad. Por fortuna, el conocimiento fue conservado y transmitido de una generación a otra por distintos linajes.

Ahora, el doctor Miguel Ruiz, un nagual del linaje de los Guerreros del Águila, comparte con nosotros sus profundas enseñanzas. Nos revelará cómo el proceso de nuestra educación o “domesticación” puede hacernos olvidar la sabiduría con la que nacimos, ya que a lo largo de nuestras vidas hacemos muchos acuerdos que van en contra de nosotros mismos y nos crean un sufrimiento innecesario. Estas enseñanzas nos ayudan a romper estos acuerdos autolimitados y reemplazarlos por acuerdos que nos brinden libertad personal, felicidad y amor.

“No hay razón para sufrir. La única razón por la que sufres es porque tú así lo eliges. Si observas tu vida encontrarás muchas excusas para sufrir, pero ninguna razón válida. Lo mismo es aplicable a la felicidad. La única razón por la que eres feliz es porque tú decides ser feliz. La felicidad es una elección, como también lo es el sufrimiento.”

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Sé el primero en valorar “Tu eres tu propio cambio”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *